¿Apellido europeo?, no le hace necesariamente descendiente de ellos…

Cuando se conversa alrededor del tema de apellidos, es frecuente escuchar a muchos expresar con mucho orgullo que su familia tiene ascendencia europea, las personas tejen conexiones entre ellos y el apellido hasta que se llega a ubicar el origen en tierras del viejo continente, a partir de ahí muchos compatriotas asumen que son descendientes de españoles, judíos y de otras nacionalidades, todo está bien si se realiza la conexión del apellido, nada más…

En la plataforma continental de Honduras existen muy pocos o quizá ningún apellido hondureño y la inmensa mayoría provienen del español.

De las familias hondureñas actuales que poseen apellido europeo, un pequeño porcentaje son descendientes directos de ellos y cuentan con evidencia documental de dicha relación que les permite establecer vínculos con inmigrantes de esas latitudes, pero la pregunta es ¿y la gran mayoría que tiene apellidos europeos, cuál es su ascendencia?

Las dos clases privilegiadas eran las familias de españoles nacidos en España a quienes se les conoce como Peninsulares y los Criollos que eran familias descendientes directas de españoles pero que nacieron en nuestro continente, ambos, Peninsulares y Criollos, aunque no se llevaban bien, eran los dueños de todo, incluyendo a la inmensa mayoría de nativos de Honduras y quienes fueron mal llamados “indios”.

Debemos tener presente que el proceso de conquista incluyó la esclavitud de los “indios”, regiones enteras eran tomadas como propiedad española y en ellas se capturaban y oprimían a los pobladores haciéndoles propiedad de los europeos y eran vistos y tratados como eso, propiedades.

Como era de esperar, muchos europeos tuvieron relaciones con indígenas y el fruto de esas relaciones, algunas de mutuo acuerdo, otras haciendo uso de su propiedad y otras forzadas, fueron las personas denominadas como Mestizos, siendo la primer “camada” de partes europea e indígena, estos nuevos seres fueron registrados con apellido español pero carecían de privilegios, los mestizos eran personas despreciadas por los Peninsulares y Criollos porque se les consideraba “menos” y eran aborrecidos por los indígenas porque ellos les veían como traidores.

Paralelamente los Indios que eran una inmensa mayoría a la llegada de los Peninsulares, comenzaron a ser un grupo social en exterminio debido a la crueldad de los conquistadores y por el efecto enfermedades que les eran transmitidas por los españoles, poblaciones enteras desaparecían y otras fueron diezmadas convirtiéndose en una minoría después que fueron lo contrario, los indígenas que lograron sobrevivir eran agrupados en los “pueblos de indios o reducciones” sitios donde los caciques eran utilizados como una forma indirecta de dominio español y donde los apellidos españoles eran puestos como distintivo de propiedad.

Gracias a esa reducción de “indios”, los mestizos se convirtieron en el grupo más numeroso, se mezclaban entre si y mantenían el apellido español que lograron en tiempos pasados, multiplicación de una población entre si misma y no con europeos, de forma tal que con el tiempo la conexión con la “primera camada” fue desapareciendo, es por ello que a la mayoría de hondureños les es imposible hacer conexiones y establecer nexos documentales con su antepasado español, un nexo que solo se puede hacer con el apellido nada más.

Este fenómeno de mestizaje se dio en Honduras, El Salvador y Nicaragua, mientras que en Guatemala más del 50% de la población tiene extracción eminentemente indígena, muchos con apellido español como recuerdo de propiedad, y en el caso de Costa Rica la población indígena fue casi exterminada.

 

5 Pensamientos

  1. Karina 1 abril, 2016
  2. Norma Edinora Brooks 1 abril, 2016
  3. Miguel Eguigure 1 abril, 2016
  4. Francisco Valladares Berlioz 2 abril, 2016
  5. Mauricio Velasco 23 diciembre, 2016