Hace 513 años, el mundo conocería la bella Guanaja, el cacao y a alguien muy especial…

30 de julio de 1502, cuatro carabelas españolas se acercan a una isla de inmensa belleza donde a diferencia de otras islas los pinos son el factor común, una parada que pudo parecer cualquiera para ellos pero sería el inicio de la verdadera aventura de descubrimiento de un mundo lleno de vida, cultura y naturaleza incalculable…

Anclando sus barcos en lo que hoy se llama “Playa del soldado” un grupo de exploradores españoles desembarca en tierra encontrando a pobladores indígenas de aspecto diferente a los otros conocidos en las otras islas del caribe, la forma de sus caras e indumentaria hacían pensar tenían un origen diferente, eran los Pech quienes provenían de un continente que ellos desconocían, a lo lejos y desde su barco, Colón observando los acontecimientos ya que debido a su reumatismo le fue imposible bajar a tierra…

Playa del Soldado, lugar de desembarco de las 4 naves de Colón Foto de Luis Aguero

Playa del Soldado, lugar de desembarco de las 4 naves de Colón
Foto de Luis Aguero

Una isla que los españoles llamaron “La Isla de los Pinos” que bien pudo ser una estación más en el cuarto viaje de Colón, pero los acontecimientos por suceder cambiarían el rumbo de la historia universal…

Una enorme canoa aproximándose por el mar, un cebo para la curiosidad española que fue efectivo con la captura de la nave de características peculiares, abordo de ella un grupo de personas y comerciantes comandados por un indígena llamado Yumbé quien mercadeaba bienes entre territorio continental y las islas cercanas, la captura de la nave y el caos que debió causar hizo que sus pasajeros intentaran esconder lo que consideraban de valor, los españoles observando la escena fácilmente se percataron que eran unos granos de color y olor peculiar, eran granos de Cacao de los cuales se fabrica el Chocolate y que por primera vez fue conocido por personas del viejo mundo y que posteriormente serían trasladados a esa parte del planeta trasformándose en el inicio de la expansión de uno de los manjares más preciados de la humanidad.

Los días pasaron y así el contacto de los españoles con Yumbé a quien fueron conociendo y percatándose de su enorme inteligencia y conocimiento de navegante decidieron sacarle provecho, y fue así que liberaron a los demás ocupantes de la canoa pero no a él a quien obligaron a servirles como guía en su trayecto a lo que parecería a lo lejos era otra isla pero se trataba de la plataforma de todo un continente, una tierra de maravillas inimaginables…

Alzaron las anclas y aprovechado las habilidades de Yumbé a quien llamaron Juan Pérez, sortearon los arrecifes y accidentes de la zona y finalmente llegaron a Punta Caxinas, Trujillo  en donde desembarcaron por primera vez en el continente americano.

Guanaja fue ese sitio desde donde el mundo inició una nueva ruta de sabor con el conocimiento del cacao y el chocolate, fue el sitio previo desde donde el viejo y el nuevo mundo comenzarían una aventura interminable…